Procedimientos

Endoscopia digestiva alta

Es un examen que permite mirar el esofago, estómago y duodeno a través de un tubo delgado y flexible. Es un procedimiento que puede producir molestias menores como: distensión abdominal o irritación leve de la garganta, las que se aliviarán espontaneamente. Con ella se pueden detectar distintas alteraciones del tubo digestivo alto. Si estas lesiones se encuentran durante el examen, se tomarán muestras para biopsias. Le solicitamos seguir las siguientes instrucciones.

Dia del examen
Este examen siempre requiere de ayuno:
Si su niño es mayor de 6 años, requerirá al menos 8 hrs de ayuno.
Si su niño es menor de 6 años, requerirá al menos 6 hrs de ayuno.
Al asistir al laboratorio:
1. traiga los medicamentos si usa en forma crónica
2. vista ropa holgada
3. venga siempre acompañado de un adulto
4. si el niño es portador de alguna enfermedad crónica como diabetes o cardiopatia, debe informar al medico previo al examen, al igual que si es portador de alguna alergia conocida.

Durante el examen
Los exámenes endoscópicos requieren administrar dosis variables de sedantes a su hijo. En las endoscopías altas (por vía oral) se utiliza además anestesia local en la boca y garganta. Después del procedimiento, el niño quedará bajo los efectos de estos medicamentos y deberán tomarse las precauciones del caso: el anestésico local actúa durante 30 a 45 minutos y por ello el niño no debe beber o comer hasta que haya transcurrido ese tiempo después de iniciado el examen.

Despues del examen
Se le entregará una pauta con las indicaciones a seguir. Puede volver a la alimentación habitual del niño y puede volver a su actividad normal en el curso de las próximas horas en la medida que se encuentre bien despierto. No lo fuerce, la recuperación de los sedantes es variable en cada niño.
Es posible que su niño presente dolor y distensión abdominal moderada, que cederá espontáneamente, o elimine un poco de sangre con las deposiciones, si se tomaron biopsias.